jueves, 28 de octubre de 2010

Todos los muertos son buenos

Todos los muertos son buenos
porque al observar la muerte
-Señora brutal y fuerte-
no quedan rostros serenos.
Llegados a los terrenos
del límite natural
no queremos juzgar mal
pues es poco delicado
criticar al enterrado
en su propio funeral.

No hay comentarios: