jueves, 6 de septiembre de 2007

Pavarotti se halla grave


Pavarotti se halla grave,
agonizando en su casa;
todo muere, todo pasa,
el hombre, la planta, el ave.
Su voz, que fue luz y clave,
que fue el resumen del canto,
quedará. Muerte y espanto
lo harán perder el compás.
Pagliacci no ríe más
porque está roto del llanto.

2 comentarios:

Jose Villegas dijo...

Pavarotti fue en su tiempo
todo un auténtico portento.
Cuatro bemoles con tres do sostenidos
eran para el diarios cometidos.
Quien no recuerda al Maestro
en un O Sole Mio diestro.
Tienes razón José Luis
hoy el Payaso no esta feliz.
Reconozcamos su trayectoria
y hagamos justicia a su memoria.

JOSÉ LUIS MEJÍA dijo...

Si hasta se mueren los grandes,
¿qué haremos lo que de barro
somos nada? Roto el jarro
ni creces más ni te expandes.
De los Alpes a los Andes,
habremos de estar de luto,
perdido ya el mejor fruto
de la lírica mundial
ya todo nos sabe mal
ni disfrutas, ni disfruto.