miércoles, 23 de septiembre de 2009

La primavera

El mundo sigue -como siempre- hundido
en "yo no fui" y en dimes y diretes,
en hambrunas y excesos y banquetes,
en "lamentable" y en "malentendido".

La crisis financiera ha mal herido
el corazón de todos los billetes
y se siguen haciendo los juguetes
de esos que explotan, matan y hacen ruido.

Todo parece igual, como si el mundo
fuera repetición -por ser esfera-,
siempre en la vida y siempre moribundo.

Todo parece igual, pero la fiera
con su aliento de hiel -procaz e inmundo-
no pudo detener la primavera.

No hay comentarios: